Renovar un puff

Hace un tiempo mi amiga Marilú me invitó a participar 
de su blog de arquitectura y decoración Coach Deco Style, 
y allí decidí renovar un puff.
Ahora renové mi cocina, y resolví nuevamente renovar un puff.

Vamos a renovar un puff 

Un poco de historia

El puff me lo regaló Claudia, lo hizo con sus manos, Claudia es fanática de renovar elementos descartados, no importa su tamaño ni su peso.

Con madera armó las patas, las que pintó de marrón oscuro, y por encima le hizo la butaca con una tela de patchwork que ella mismo cortó y tapizó. Era así:

 

El puff original

La primer renovación

Les contaba que cuando me invitaron a participar del blog de Coach Deco Style, entre las entradas en las que colaboré propuse la renovación de un banco. Acá pueden ver el artículo y el primer resultado.

En el blog de la Arquitecta Lucrezia Arrias -Marilú para mi-, pueden encontrar las 1000 y una ideas. Yo utilicé varias de ellas para la renovación de mi cocina/living. La página está llena de posibilidades de decoración, se puede hasta optar por solicitar asesoramiento online sin necesidad de esperar la visita del arquitecto. Dense una vuelta por el lugar, Suscríbanse a su fanpage de Facebook para recibir ideas todos los ideas, siempre las van a necesitar y allí estarán para cuando quieran renovarse.

Inspírense en Coach Deco Style y síganla en Facebook.

La segunda renovación

En casa hubo una renovación de la cocina. Como siempre hay invitados quitamos la pared de la cocina para tener acceso directo al living, y así compartir con amigos las conversaciones y la preparación de la comida.

En ese cambio se incluyeron las mesa del living y las sillas. Ahora tengo un barra como mesa en forma de “L” y sillas Eames, más modernas y divertidas.

En esa renovación se incluyeron varios muebles del living, ya que al quedar abiertos los espacios los muebles tomaron otra disposición, y en esa nueva distribución me tocó renovar un puff.

Renovación del puff

 Cómo lo hice

Cuando estuve en el sur de Chile, en Puerto Montt (→acá está el post), compré varias lanas. Algunas de textura lisa y otras más rústica, de oveja con abrojos incluidos. Busqué una del color de un cuadro colgado en el nuevo ambiente living/cocina, y comencé la renovación.

Hice una muestra en punto arroz y aguja nro. 9, y comencé tejiendo un lateral, luego agregué los puntos a los costados y tejí el centro, cuando llegué al extremo disminuí esos puntos, tejí el lateral, y cerré los puntos. la pieza queda en forma de cruz, Cosí las esquinas y le di forma.

Luego corté varias hebras de lana y las pegué -con pegamento universal- a unos soportes de metal que había comprado y que daban vueltas por mi taller.

 

El puff multiuso

Este puff ha servido para varias cosas. Para adornar, para sentarme cuando ordeno la parte baja de los placeres, cuando baño al perro, cuando hay visitas y necesito un asiento extra, para apoyar los pies. Y la lista sigue…

Un pequeño mueble con muchos usos.

Anímense a renovar sus muebles con tejidos, haciendo almohadones, tapizados nuevos. Si quieren mas ideas vean la decoración hecha con tejidos en una casa de los Hamptons, en el estado de New York (→ acá el post).

 

 Espero haberlas inspirado!

Hasta la próxima!

♥♥♥

B  I C H A

♥♥♥

 Si quieres tutoriales de puntos de tejido puedes seguir mi canal de YOU TUBE

♥♥♥

 Si tienes ganas de leer, puedes seguir mi blog de REFLEXIONES

♥♥♥

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *